ATENCIÓN: Tu navegador no soporta Javascript, necesario para que la navegación por esta web sea óptima
Por favor, habilita Javascript desde las opciones de tu navegador (Ver cómo)

Los españoles y su gran paja mental ´la vivienda´

Actualizado 09/02/2011
3998 lecturas acumuladas
16  mensajes12Siguiente >
Autor
Tema
Fecha
ago.-2006
105 mens.
Usuario Habitual
17/08/2006 16:44
Bueno que me lleva a escribir este mensaje
(el estar harta)

Vivimos en un pais de mentiras, lazarillos de tormes y don quijotes.

Mentiras cuando decimos suave y quiere decir brusco.
Cuando decimos que subirá en lugar de bajará
Cuando decimos que somos mas ricos y en verdad somos mucho mucho más pobres (nulo ahorro y deuda maxima historica de las familias).
Cuando decimos que hay mas trabajo, cuando es de menor calidad y peor pagado.

Lazarillos de tormes porque algunos pretenden vivir eternamente de robar millones a los demas y los demas ciegos como tontos de no ver la realidad, y de no ver lo que pone los papeles que firman.

(son lazarillo de tormes, bancos, promotores, constructores, financieras, inmobiliarias, notarios ,el estado, agencias de tasacion,ayuntamientos ...........larga lista).

Don quijotes, porque la vivienda es un fantasma cual molino, su valor es totalmente ficticio y su valor residual un 20% (si llega) del real, todo lo demas es pura farsa, la farsa que permite cambiar a rocinante por un cayenne en menos de 20 años. Los molinos cada vez mas grandes y con mas aspas (riqueza de los bancos en aumento gracias a la sangre de nuestros quijotes).

Queremos ser ricos, los españoles nos hemos metido en la cabeza ser los mas ricos de europa con una base el precio de su casita. Si mi casa vale mas que la de un ingles o un aleman sere europeo de primera. Pero o dios mio si gana mas un ingles y un aleman que nosotros (casi el doble) y nuestra casa vale como la de ellos o más ¿paradojico no?.

Mientras como el motor principal es la construccion, dejemos que el turismo se vaya a otros sitios, dejemos que las industrias cierren y despidan a padres-madres de familia por otras ubicaciones, dejemos que investigen e innoven otros por nosotros, que a nosotros con el trozo de arcilla recocido nos va muy bien......


Pero un buen dia el españolito se levanta de la cama, bosteza, se quita las legañas de los ojos, y horror dios mio .....

Se da cuenta que todo era un sueño, que todo era una ilusion, pero lo primero que ve al levantarse es una deuda para toda la vida (esclavitud su sangre vendida de por vida a los molinos), a cambio de un zulo, un trabajo precario ( a turnos, por la noche trabajando los festivos, sin contacto con la familia y los amigos ), que lo dejara tirado a los 45 años y unos hijos sin posibilidades de futuro ni de independencia y un cayenne que volvera a ser rocinante.


todo por un sueño, una ilusion ....
un sueño que esta durando demasiado y se esta convertiendo en pesadilla.


DESPERTAD ¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡
LEVANTAROS DE LA CAMA ¡¡¡¡¡¡¡¡¡


Fuente burbuja inmobiliaria
mar.-2004
354 mens.
Usuario Frecuente
17/08/2006 19:21
La leche: "Walkirias", "Walkirias_____", "Burbuja_inmobiliaria", "metro", jajaja, ¡Joer con los apóstoles! ¡Socorro, que se multiplican! (como el precio de los pisos, por cierto).
ago.-2006
105 mens.
Usuario Habitual
17/08/2006 22:45
Si, si tu riete pero no aportes nada, ya veras que risa

Para las familias españolas cada vez es más complicado ahorrar, aquellos hogares con hipotecas sufren ya para llegar a fin de mes, con un euribor en plena carrera alcista.

Desde la entrada del Euro la inflación ha sido muy elevada en España, y el alto precio del petróleo no hace más que complicar esta situación. Ahora que los tipos de interés están subiendo en la zona Euro deberíamos aprovechar para controlar los precios.

La cesta de la compra, el transporte y la vivienda suben mes a mes, mientras los sueldos mantienen un ritmo normal que provoca que la mayoría de los españoles pierdan poder adquisitivo. El gobierno parece mirar a otro lado, el PSOE se centra en que otras variables de la economía española van bien y no hace caso de problemas graves de la sociedad y la economía, en la oposición el PP lleva una política de atacar pero no sugerir como mejorar.
nov.-2005
85 mens.
Usuario Habitual
18/08/2006 09:23
Cada día es más sencillo pronosticar una debacle inmobiliaria en España, no somos profetas (no confundir con el término apostol), sino simplemente observadores que tendrán que soportar burlas hasta el mismísimo momento del hundimiento, no me recuerda ni nada al Titanic nuestra historia inmobiliaria, hemos chocado con el iceberg y todavía algunos juegan con el hielo despreocupados sin ver que el barco está escorando.
ene.-2006
1517 mens.
Usuario Asiduo
18/08/2006 10:51
En los próximos meses me entregaran mi vivienda. ¿Qué me recomendais?
a) Renunciar a ella e intentar que la promotora me devuelva la pasta dada hasta ahora (20% del valor). Entonces con la bajada del precio de los pisos comprar uno similar dentro de uno o dos años.
b) Aceptarla y seguir adelante con la mega-hipoteca.

Yo, a pesar de los avisos, seguiría adelante, pero escucho vuestras opiniones.
feb.-2005
152 mens.
Usuario Habitual
18/08/2006 11:00
Modudu, si renuncias a la vivienda ponte en contacto conmigo, conocería a alguien interesado.
Mi mail es pav1774@hotmail.com
ene.-2006
1517 mens.
Usuario Asiduo
18/08/2006 11:38
Gracias asterix. De todas formas, como he dicho, creo que seguiré adelante, a no ser que me convezcan de lo contrario, cosa que no se ha producido por ahora. De hecho el recibir ofertas en el minuto uno me convence más aun de seguir adelante ;-)
Y para que no te lleves a engaño, hablo de Montecarmelo y vivienda libre.
jul.-2006
72 mens.
Usuario Habitual
  dojoo
18/08/2006 15:30
Vaya visión triste esta de los "burbujistas". Dale que te pego todo el día con que esto va a estallar, que españa se va a ver sumida en la miseria, que todos somos unos desgraciados...

Lo que debe ser un verdadero drama es levantarse todos los días con esa visión tan pesimista de la realidad. Tengo que admitir que me da mucho "tufillo" lo "visionarios" que son algunos, que no están "hipotecados" para toda la vida ni tienen un trabajo similar a la esclavitud ni un Cayenne. Y lo amables y bondadosos que son de compartir su clarividencia con nosotros los ciegos y de invertir tanto esfuerzo misionero en repetirnos una y otra vez que vamos derechos al precipicio. ¿Os queda alguna capacidad para tener algo de ilusión?

Saludos.
ago.-2006
105 mens.
Usuario Habitual
23/08/2006 01:30
Vidas hipotecadas
En varios textos y comentarios de este blog he defendido la necesidad de romper la burbuja que nos separa de nosotros mismos y de los demás, y abrirnos a una auténtica conciencia de nuestro ser y del mundo que nos rodea. Hoy toca hablar de otro tipo de burbuja. Y es que en España vivimos una burbuja inmobiliaria de proporciones astronómicas. Mis queridos lectores y lectoras del continente americano seguramente la vean si se asoman por la ventana y miran hacia el Atlántico. Si no la ven, no se preocupen. Cuando estalle podrá verse desde el espacio, y todas las televisiones mundiales inmortalizarán el momento y se lo servirán en sus casas. Dios mío, ¿quién estalló una bomba atómica en plena Madre Patria? Que no, que no... que "sólo" es la burbuja de la avaricia. Y se veía venir. Pueden quedarse un ladrillo de recuerdo y así quizá evitar que ocurra lo mismo en sus países en tiempos futuros.

La vivienda es una necesidad básica del ser humano desde tiempos inmemoriales, desde que abandonó la vida nómada, propia del ser cazador-recolector que al principio fue. Con el neolítico llegaron el dominio de la agricultura y la ganadería, lo que posibilitó la creación de los primeros asentamientos humanos estables, más tarde villas y ciudades. Eran tiempos duros, y aquellos primeros ciudadanos tenían muchos problemas que seguramente nos parecerían terribles a los españoles del 2006 (ni alumbrado, ni alcantarillado, etc.). Pero nosotros tenemos uno que a ellos les parecería a la vez absurdo e inhumano. Señores del neolítico, vivimos literalmente asfixiados por culpa de lo que ustedes inventaron: la vivienda. No se rían, que esto es un problema serio. Estamos hipotecados hasta las cejas. ¿Que no sabe lo que es una hipoteca? Espere, espere, que se lo explico...

A ver, el concepto de hipoteca no es malo de por sí. Una casa es una cosa grande, una compra importante, y es normal que cueste un dinero que no tenemos, y que debemos pedir prestado a un banco. Pero cuando las casas adquieren unos precios poco razonables, se obtienen unas hipotecas de locura. Dedicar un 30% del sueldo durante 15 años para pagar una casa es razonable. Es lo que hicieron mis padres y las personas de su generación. Destinar el 60% del sueldo durante 40 años no es razonable. Es lo que hacen ahora los jóvenes de mi generación. Quiero decir, los jóvenes afortunados que tienen un buen sueldo. A otros muchos ni siquiera les llega el sueldo para hipotecarse... Buenos días, señor banquero, vengo a venderle mi alma. Lo siento, su alma de pobre no nos sirve para nada. Aunque está usted de suerte, en esta ciudad hay muchos puentes y raramente hace frío.

Hay ciudades en las que es imposible comprar un piso sin hipotecarse de por vida. No hace falta nombrarlas, todos sabemos si nuestra ciudad es de esas o no. Igual que sabemos que en esas mismas ciudades el alquiler también está por las nubes (maldita casualidad, ¿verdad?). Las mensualidades son horribles, y encima al llegar a los 80 no tenemos una casa propia donde vegetar en el sofá y quejarnos de la artrosis, algo que sí es posible hipoteca mediante. La única ventaja del alquiler es que si la desesperación nos puede y nos tiramos por uno de esos puentes, dejaremos menos deudas a nuestra familia. Comprar o alquilar... hay que valorar bien los pros y contras de las opciones que la vida nos pone delante.

Lo grave de todo esto no es que tengamos hipotecada la casa: es que tenemos hipotecada la vida. Y por tanto muy poca libertad personal. Y por tanto casi nulas posibilidades de alcanzar la felicidad. La hipoteca es la gran cadena moderna que nos ata a una pared y no nos deja movernos libremente. La vida hipotecada es la forma que toma la esclavitud en ese trozo de sociedad moderna occidental que se llama España. Mientras lees esto, miles de jóvenes y no tan jóvenes están firmando su contrato de esclavitud en alguna sucursal bancaria. Los que viven de alquiler, que no se rían, que su vida está igualmente hipotecada y esclavizada. A no ser que tengan un casero comprensivo que les perdone de vez en cuando una mensualidad.

La vida hipotecada hace que nos traguemos sin rechistar todos los atropellos que el mercado laboral comete por encima de nosotros, las personas de carne y hueso. Para empezar, nos tragamos nuestra vocación, esa profesión o trabajo que nos gustaría desempeñar en la vida. Como hay que pagar la hipoteca o el alquiler, dicha vocación queda relegada al tiempo de ocio, si es que nos queda de eso. Vocaciones aparte, nos convertimos en trabajadores sumisos que se quejan mucho (cuando no está el jefe) pero que tragan con todo. Horas extra, trato degradante, atascos de ida y vuelta, estrés, etc. Hay que tragar con todo porque si nos echan nuestra dignidad no pagará la hipoteca, y la prestación o el subsidio por desempleo tampoco.

A veces incluso hay una familia que mantener. Si vivir con la hipoteca a cuestas ya es complicado, si encima de la hipoteca ponemos los hijos, no hay espalda humana que aguante con eso. Por eso supongo que en nuestro país hay una tasa de natalidad tan baja. Aunque si las hipotecas suben por encima de los 50 años (50 no es por decir, ya hay de éstas), es probable que la natalidad suba otra vez... ¡María, ven a la alcoba y quítate la ropa! Que se me acaba de ocurrir quién nos va a pagar la hipoteca a 120 años...

Bromas aparte, la vida hipotecada produce la sensación de ser arrastrados por una corriente que mata nuestra independencia, nuestra libertad de elegir. A veces puedes sentir que esa vía de sentido único no es agradable, pero entonces miras a tu alrededor y ves que todo el mundo está en esa misma corriente. Y no parecen llevarlo tan mal. Pero sobre todo, no parece haber ninguna alternativa. Es lo que hay. Así que sigues la corriente, con resignación, con sufrimiento, con la esperanza de que algún día cambie tu suerte y llegue una salvación por medio de alguna lotería que te libere de la cadena y te devuelva el control de tu vida. La primitiva, los ciegos, una VPO, una herencia, un pelotazo... lo que sea. Lo importante es salvarse, y por supuesto sin mirar atrás. ¡Sálvese quien pueda!

¿Y qué se puede hacer aparte de quejarse, discutir a vena hinchada sobre quiénes son los culpables, y comprar lotería de la Salvación Individual? ¿Moverse? Pero... ¿estás de broma? ¿En serio hablas de moverse, de proponer algo, de juntarnos y hacer algo? Deja, deja, que se mueva otro, con lo grande que es el rebaño no tengo por qué ser yo el aventurero. Al fin y al cabo mi trabajo estresante y mi hipoteca asfixiante no están tan mal. Conozco gente que está peor. Y estén bien o estén mal, da igual, es lo que hay.

Ironías aparte, nadie va a solucionarnos este problema si no lo solucionamos nosotros: los ciudadanos cuyo único interés es vivir bajo techo sin hipotecar nuestra vida. Reclamemos nosotros el derecho que la constitución de nuestro país nos reconoce, porque el poder no ve más allá de su propio "derecho" a enriquecerse a costa de nuestra vida. Banqueros, constructores, políticos de todo signo, medios de comunicación, especuladores grandes y pequeños... todos están en el ajo. A todos les va bien así. Están haciendo el negocio del siglo, porque es difícil que en los 94 años que quedan de siglo se vuelva a ver un negocio tan lucrativo. Es inmensamente rentable mercadear con un bien tan básico como la vivienda, ya que el 100% de la población es potencial consumidora de este producto llamado hogar.

¿Qué hacer? Activarnos, informarnos, juntarnos, comunicarnos, organizarnos, movernos. Pero por favor, no nos resignemos a vivir pegados a una hipoteca la única vida que nos ha sido dada para disfrutar la belleza del Universo. No tengo ni idea quién creó o cómo se creó la vida humana. Eso da tema de sobra para otro día. Pero sí tengo claro que no estamos en este mundo para autoinmolarnos de esta forma tan absurda, tan prosaica, tan inhumana.

PD: Si quieres informarte y conocer posibles soluciones al problema de la vivienda, no dejes de visitar la página de organización de las manifestaciones por la vivienda ni Plataforma Por Una Vivienda Digna. Si conoces otras direcciones interesantes te agradezco que las compartas. Gracias.

Vidas hipotecadas
En varios textos y comentarios de este blog he defendido la necesidad de romper la burbuja que nos separa de nosotros mismos y de los demás, y abrirnos a una auténtica conciencia de nuestro ser y del mundo que nos rodea. Hoy toca hablar de otro tipo de burbuja. Y es que en España vivimos una burbuja inmobiliaria de proporciones astronómicas. Mis queridos lectores y lectoras del continente americano seguramente la vean si se asoman por la ventana y miran hacia el Atlántico. Si no la ven, no se preocupen. Cuando estalle podrá verse desde el espacio, y todas las televisiones mundiales inmortalizarán el momento y se lo servirán en sus casas. Dios mío, ¿quién estalló una bomba atómica en plena Madre Patria? Que no, que no... que "sólo" es la burbuja de la avaricia. Y se veía venir. Pueden quedarse un ladrillo de recuerdo y así quizá evitar que ocurra lo mismo en sus países en tiempos futuros.

La vivienda es una necesidad básica del ser humano desde tiempos inmemoriales, desde que abandonó la vida nómada, propia del ser cazador-recolector que al principio fue. Con el neolítico llegaron el dominio de la agricultura y la ganadería, lo que posibilitó la creación de los primeros asentamientos humanos estables, más tarde villas y ciudades. Eran tiempos duros, y aquellos primeros ciudadanos tenían muchos problemas que seguramente nos parecerían terribles a los españoles del 2006 (ni alumbrado, ni alcantarillado, etc.). Pero nosotros tenemos uno que a ellos les parecería a la vez absurdo e inhumano. Señores del neolítico, vivimos literalmente asfixiados por culpa de lo que ustedes inventaron: la vivienda. No se rían, que esto es un problema serio. Estamos hipotecados hasta las cejas. ¿Que no sabe lo que es una hipoteca? Espere, espere, que se lo explico...

A ver, el concepto de hipoteca no es malo de por sí. Una casa es una cosa grande, una compra importante, y es normal que cueste un dinero que no tenemos, y que debemos pedir prestado a un banco. Pero cuando las casas adquieren unos precios poco razonables, se obtienen unas hipotecas de locura. Dedicar un 30% del sueldo durante 15 años para pagar una casa es razonable. Es lo que hicieron mis padres y las personas de su generación. Destinar el 60% del sueldo durante 40 años no es razonable. Es lo que hacen ahora los jóvenes de mi generación. Quiero decir, los jóvenes afortunados que tienen un buen sueldo. A otros muchos ni siquiera les llega el sueldo para hipotecarse... Buenos días, señor banquero, vengo a venderle mi alma. Lo siento, su alma de pobre no nos sirve para nada. Aunque está usted de suerte, en esta ciudad hay muchos puentes y raramente hace frío.

Hay ciudades en las que es imposible comprar un piso sin hipotecarse de por vida. No hace falta nombrarlas, todos sabemos si nuestra ciudad es de esas o no. Igual que sabemos que en esas mismas ciudades el alquiler también está por las nubes (maldita casualidad, ¿verdad?). Las mensualidades son horribles, y encima al llegar a los 80 no tenemos una casa propia donde vegetar en el sofá y quejarnos de la artrosis, algo que sí es posible hipoteca mediante. La única ventaja del alquiler es que si la desesperación nos puede y nos tiramos por uno de esos puentes, dejaremos menos deudas a nuestra familia. Comprar o alquilar... hay que valorar bien los pros y contras de las opciones que la vida nos pone delante.

Lo grave de todo esto no es que tengamos hipotecada la casa: es que tenemos hipotecada la vida. Y por tanto muy poca libertad personal. Y por tanto casi nulas posibilidades de alcanzar la felicidad. La hipoteca es la gran cadena moderna que nos ata a una pared y no nos deja movernos libremente. La vida hipotecada es la forma que toma la esclavitud en ese trozo de sociedad moderna occidental que se llama España. Mientras lees esto, miles de jóvenes y no tan jóvenes están firmando su contrato de esclavitud en alguna sucursal bancaria. Los que viven de alquiler, que no se rían, que su vida está igualmente hipotecada y esclavizada. A no ser que tengan un casero comprensivo que les perdone de vez en cuando una mensualidad.

La vida hipotecada hace que nos traguemos sin rechistar todos los atropellos que el mercado laboral comete por encima de nosotros, las personas de carne y hueso. Para empezar, nos tragamos nuestra vocación, esa profesión o trabajo que nos gustaría desempeñar en la vida. Como hay que pagar la hipoteca o el alquiler, dicha vocación queda relegada al tiempo de ocio, si es que nos queda de eso. Vocaciones aparte, nos convertimos en trabajadores sumisos que se quejan mucho (cuando no está el jefe) pero que tragan con todo. Horas extra, trato degradante, atascos de ida y vuelta, estrés, etc. Hay que tragar con todo porque si nos echan nuestra dignidad no pagará la hipoteca, y la prestación o el subsidio por desempleo tampoco.

A veces incluso hay una familia que mantener. Si vivir con la hipoteca a cuestas ya es complicado, si encima de la hipoteca ponemos los hijos, no hay espalda humana que aguante con eso. Por eso supongo que en nuestro país hay una tasa de natalidad tan baja. Aunque si las hipotecas suben por encima de los 50 años (50 no es por decir, ya hay de éstas), es probable que la natalidad suba otra vez... ¡María, ven a la alcoba y quítate la ropa! Que se me acaba de ocurrir quién nos va a pagar la hipoteca a 120 años...

Bromas aparte, la vida hipotecada produce la sensación de ser arrastrados por una corriente que mata nuestra independencia, nuestra libertad de elegir. A veces puedes sentir que esa vía de sentido único no es agradable, pero entonces miras a tu alrededor y ves que todo el mundo está en esa misma corriente. Y no parecen llevarlo tan mal. Pero sobre todo, no parece haber ninguna alternativa. Es lo que hay. Así que sigues la corriente, con resignación, con sufrimiento, con la esperanza de que algún día cambie tu suerte y llegue una salvación por medio de alguna lotería que te libere de la cadena y te devuelva el control de tu vida. La primitiva, los ciegos, una VPO, una herencia, un pelotazo... lo que sea. Lo importante es salvarse, y por supuesto sin mirar atrás. ¡Sálvese quien pueda!

¿Y qué se puede hacer aparte de quejarse, discutir a vena hinchada sobre quiénes son los culpables, y comprar lotería de la Salvación Individual? ¿Moverse? Pero... ¿estás de broma? ¿En serio hablas de moverse, de proponer algo, de juntarnos y hacer algo? Deja, deja, que se mueva otro, con lo grande que es el rebaño no tengo por qué ser yo el aventurero. Al fin y al cabo mi trabajo estresante y mi hipoteca asfixiante no están tan mal. Conozco gente que está peor. Y estén bien o estén mal, da igual, es lo que hay.

Ironías aparte, nadie va a solucionarnos este problema si no lo solucionamos nosotros: los ciudadanos cuyo único interés es vivir bajo techo sin hipotecar nuestra vida. Reclamemos nosotros el derecho que la constitución de nuestro país nos reconoce, porque el poder no ve más allá de su propio "derecho" a enriquecerse a costa de nuestra vida. Banqueros, constructores, políticos de todo signo, medios de comunicación, especuladores grandes y pequeños... todos están en el ajo. A todos les va bien así. Están haciendo el negocio del siglo, porque es difícil que en los 94 años que quedan de siglo se vuelva a ver un negocio tan lucrativo. Es inmensamente rentable mercadear con un bien tan básico como la vivienda, ya que el 100% de la población es potencial consumidora de este producto llamado hogar.

¿Qué hacer? Activarnos, informarnos, juntarnos, comunicarnos, organizarnos, movernos. Pero por favor, no nos resignemos a vivir pegados a una hipoteca la única vida que nos ha sido dada para disfrutar la belleza del Universo. No tengo ni idea quién creó o cómo se creó la vida humana. Eso da tema de sobra para otro día. Pero sí tengo claro que no estamos en este mundo para autoinmolarnos de esta forma tan absurda, tan prosaica, tan inhumana.

PD: Si quieres informarte y conocer posibles soluciones al problema de la vivienda, no dejes de visitar la página de organización de las manifestaciones por la vivienda ni Plataforma Por Una Vivienda Digna. Si conoces otras direcciones interesantes te agradezco que las compartas. Gracias.

http://www.escolar.net/wiki/index.php/Viviendadigna
http://www.viviendadigna.org/
mar.-2006
108 mens.
Usuario Habitual
12/09/2006 13:11
Si pues ahora con la subida de tipos ya no sera paja mental sera pajote Jajajajajaja, ya veras que risa le va a entrar algunos, y ya esta pasando hay gente que no puede pagar el piso
may.-2006
90 mens.
Usuario Habitual
12/09/2006 17:04
modudu, yo estoy como tú. Tb me dan mi casa dentro de unos meses (la verdad es q dentro de casi un año).
Yo tb pienso seguir adelante, aunq leyendo lo de Walki, mi duda es si seguir viviendo o suicidarme, jejeje.
sep.-2003
184 mens.
Usuario Habitual
08/02/2011 18:06

Que razón tenía Walkirias...

feb.-2008
15619 mens.
Usuario Asiduo
  cnou
09/02/2011 00:05

nuwandas dijo:

Que razón tenía Walkirias...

 

Que facil es sacar ahora sus mensajes cuando tu tanto la  has criticado.

Eso se hace en su momento pero no tCINCO años despues.

oct.-2010
73 mens.
Usuario Habitual
  rebel
09/02/2011 00:31

cnou dijo:

 

nuwandas dijo:

Que razón tenía Walkirias...

 

 

Que facil es sacar ahora sus mensajes cuando tu tanto la  has criticado.

Eso se hace en su momento pero no tCINCO años despues.

Hace cinco años la tomaron o tomaron por loc@, me quito el sombrero por Walkirias aviso de lo que se avecinaba y todo el mundo se reia, fue el Nostredamus del foro.

ene.-2009
30 mens.
Usuario Ocasional
09/02/2011 12:23

Que curioso leer esto ahora y que razon tenia la compañera,aparte que su "videncia" ..era la simple observacion de la realidad cotidiana.. y que gracia(triste) "..y los chicos del barrioo la llamaron locaaa.." como la cancion ..,mas de uno de aquellos quisieran poder "....volver a empezarrrr",. El apunte de los "cayenne" , algo asombroso y real, cuantos surgieron  y cuantos se pueden encontrar en venta a casi la Voluntad.

 

Se merecia este recuerdo,por atreversea criticar un momento en el cual lo facil era apuntarse al carro(cayenne).

sep.-2008
808 mens.
Administrador

Mensajes Relacionados
  • Estamos buscando mensajes relacionados
    Mientras los encontramos, pincha aquí para buscar temas sobre "Los españoles y su gran paja mental ´la vivienda´" en este foro
© 2002-2017 - Neo Affinis S.L.U. CIF B-85063931 Zurbano, 45 1º, 28010 Madrid
Contacto |  Publicidad |  Quiénes somos |  Aviso Legal |  Blog
Facebook |  Twitter |  Linkedin |  Google+